jueves, 31 de diciembre de 2015


UN NUEVO ERROR EN LA GESTIÓN CURRICULAR DEL MINISTERIO
EN LA DIRECTIVA PARA EL AÑO ESCOLAR 2016
Por Juan Borea Odría


En medio de algunos aciertos, la gestión curricular del actual gobierno ha sido muy mala; tras tres
intentos de Marco Curricular sumamente cuestionados, el Ministro Saavedra decidió a fines de 2014
iniciar un nuevo proceso que recogiese los aportes de la sociedad civil, específicamente los aportes
del evento organizado en octubre de 2014 por el CNE, que fueron muy críticos con lo presentado.
Fruto de ello, la Directiva para el Año Escolar 2015 no tocó el tema curricular, y únicamente dijo lo
siguiente: “Durante el 2014 el Ministerio de Educación impulsó un proceso de revisión y consulta de
la propuesta del nuevo marco curricular nacional con expertos nacionales e internacionales y
diversos actores de la comunidad educativa. Para el 2015 se desarrollará la validación de dicha
propuesta en un grupo de instituciones educativas, cuyos resultados permitirán realizar los ajustes
que sean necesarios para orientar la planificación, la ejecución, la evaluación y sobre todo, el logro
efectivo de aprendizajes en los estudiantes”.

Esto dio cierta tranquilidad a la comunidad educativa, que estaba muy confundida con la profusión
de documentos inconexos (Aprendizajes fundamentales, diversas versiones del Marco Curricular,
Mapas de Progreso, Rutas de Aprendizaje, incluso “autopistas de aprendizaje” ideadas por algunas
UGEL); se esperaba un nuevo proceso de elaboración y la necesaria consulta. Sin embargo y de
manera inesperada el 25 de marzo de 2015, cuando se había iniciado el año escolar y las
programaciones estaban hechas, se publica la R.M. 199-2015-ED que modifica el Diseño Curricular
Nacional vigente.

Son curiosos, por decir lo menos, los considerandos de esta R.M. Pues recurre a una parte del Art.
27° del Reglamento de la Ley General de Educación, pero no a la que está en el siguiente párrafo
del mismo artículo, que dice textualmente “la construcción de este currículo es fruto de un proceso
de consulta amplia con la comunidad educativa, las organizaciones sociales y comunales, otros
agentes del Estado y la sociedad civil”. Claro, ese olvido interesado se debía que no se había dado
dicha consulta.

Tampoco la R.M. 199 cita en sus considerandos otro párrafo del mismo Art. 27°, el que
textualmente dice “La aprobación o modificación se realiza sobre la base de un proceso de consulta
y con opinión del Consejo Nacional de Educación”. ¿Fue consultado el CNE de Educación para esta
modificación? La R.M. dice que “el informe de la propuesta de modificatoria se formuló
considerando diversos estudios; así como las consultas y recomendaciones del Consejo Nacional de
Educación”. Y con toda seguridad no fue consultado, pues los Consejeros se enteraron de la
Resolución Ministerial cuando fue publicada. Los únicos aportes del CNE fueron los producidos en
el evento organizado por ellos antes citado, que cuestionó el proyecto presentado; y no hubo ninguna
consulta para la modificación del DCN como estipula la norma.

Debemos decir con claridad que esta modificación no es algo pequeño, un reajuste menor. Afecta las
áreas curriculares de Comunicación, Ciencia y Ambiente, Ciencia Tecnología y Ambiente,
Matemática, Personal Social, Persona, Familia y Relaciones Humanas, Historia, Geografía y
Economía y Formación Ciudadana y Cívica. Es decir, deja fuera de la modificación solamente a las
áreas curriculares de Educación Religiosa, Arte, inglés y Educación Física, áreas que
tradicionalmente no han sido consideradas básicas.

Y no son solo “algunas competencias y capacidades”, es un texto extenso; sin entrar a un análisis
detallado que implicaría un tiempo y un espacio que exceden a los límites de un artículo, me referiré
solamente a su extensión. Se criticaba al DCN que era muy extenso; pero si comparamos solo la
superficie, vemos que las páginas del DCN dedicadas a las competencias y capacidades en sí, a partir
del II ciclo, que es desde donde se hacen las modificaciones, no pasan de 200; y en un formato de
letra grande, con gráficos y fotos. La R.M. 199 tiene en este rubro 132 páginas de letra menuda, que
si la ampliáramos y diagramásemos con el estilo del DCN fácilmente pasarían las 200 páginas…sólo
las modificaciones.

Otro tema discutible es que la lógica de estas modificaciones no se condicen con la lógica del DCN,
tienen el enfoque de lo que iba a ser el marco curricular. Y un currículo tiene que ser algo holístico,
integral, no una “colcha de retazos” tomados de documentos con lógicas distintas (disculpen el
ejemplo pero creo que es ilustrativo).

Por otro lado, la R.M. 199 incluye indicadores, que no existen en el DCN. ¿Tiene el Ministerio que
poner indicadores, que son algo muy específico? ¿Se pueden poner indicadores desde una oficina de
Lima para todo el país? ¿No debería ser esa una tarea de los maestros, de los Proyectos Curriculares
Institucionales? Hay que señalar con claridad que un currículo frondoso y detallista incumple con el
Art. 16º de la Constitución, que a la letra dice: “El Estado coordina la política educativa, formula los
lineamientos generales de los planes de estudio, así como los requisitos mínimos de la organización
de los centros educativos. Supervisa su cumplimiento y la calidad de la educación”. Si los
funcionarios del Ministerio desconfían de la capacidad de los profesores para poner indicadores,
podría sugerirlos como un anexo del nuevo currículo, pero de ninguna manera pueden imponerlos.
Nadie entendía la razón de este documento, ni su urgencia para publicarse a fines de marzo. ¿Por qué
no esperar a tener listo el nuevo currículo? ¿Eran tan trascendentales las modificaciones que su
ausencia hubiese significado una pérdida catastrófica en la educación de los estudiantes? Para tratar
de entenderlo organicé una reunión de directores de colegios a la que gentilmente asistió la Directora
de EBR a explicarnos, pero todos salimos con la misma confusión y repitiéndonos las mismas
preguntas, a las que todavía no encontramos respuesta.

Algunos preguntarán por qué recién alzamos la voz de protesta ante esta modificación curricular
inconsulta. La razón es sencilla: muchos de los que ordinariamente opinamos no hicimos mayores
comentarios porque sabíamos que esta R.M. no iba a ser aplicada el 2015 por extemporánea y por
falta de legitimidad, y que dándose cuenta de ello las autoridades del Ministerio discretamente iban a
derogarla o dejarla en el olvido, como ha sucedido en otras ocasiones en que se corrige algo sin hacer
mucho aspaviento. Puedo suponer que esta fue una de las razones por las cuales el Consejo Nacional
de Educación tampoco reclamó ante el hecho no haber sido consultados.

En mi caso este razonamiento fue avalado por preguntas que hice a cientos de profesores en diversos
encuentros durante el año 2015; al inicio de mi intervención preguntaba si alguien conocía esta
resolución modificatoria. Nunca encontré que más del 5% la conociese; entre quienes la desconocían
estaban dos Directores de UGEL, de quienes por razones obvias no puedo dar su nombre; mi segunda
pregunta era solamente a los profesores que la conocían si la aplicaban, y allí la respuesta fue el 0%.
Pero no ha sucedido así; con sorpresa encuentro en la Directiva para el Año Escolar 2016 aprobada
por la R.M. 0572-2015-ED, que el inciso 5.2.1 Mejora de la calidad de los aprendizajes, dice que

“Para el año 2016 se implementará la R.M. N° 199-2015-MINEDU que modifica parcialmente el
DCN vigente en cuanto a las competencias y capacidades de algunas áreas curriculares”.
Es por ello que corresponde elevar nuestra voz para pedir que esta R.M. sea derogada, entre otras por
las siguientes razones:

a) La modificación del DCN establecida por la R.M. 199-2015 no tiene ninguna legitimidad, pues
incumple la consulta a la sociedad civil y al Consejo Nacional de Educación a la que obligan el
Art. 34° de la Ley General de Educación y el Art. 27° de su Reglamento.
b) El Ministerio prácticamente ha culminado la elaboración de una nueva propuesta curricular, la
que esperamos, será consultado adecuadamente para ser implementada el 2017 luego de recibir
los aportes de la comunidad educativa. ¿Para qué implementar esta R.M. ahora y no esperar al
nuevo currículo?
c) Lograr que los funcionarios, docentes, padres y estudiantes incorporen en sus imaginarios un
nuevo currículo requiere un proceso de largo aliento, que dura años. Incorporar ahora estos
añadidos que plantea la R.M. 199, añadidos que no tienen la misma lógica del DCN, será un
factor en contra cuando el Ministerio intente implementar el nuevo currículo. ¿Por qué aumentar
el escepticismo que tenemos legítimamente los maestros ante tantos proyectos inconsultos y
fallidos?
d) Estamos en una gestión de salida, a la que le faltan apenas siete meses… ¿por qué no dejar que
sea la próxima gestión la que, con el aval de las urnas, asuma esta tarea? Recogiendo por supuesto
los estudios realizados.

Hago un llamado a las autoridades del Ministerio para que, atendiendo a estos razonamientos, dejen
sin efecto esa modificación curricular; denle fuerza a la propuesta que están presentando, no generen
resistencias que recaerán en la presentación del nuevo currículo.

Invoco al Consejo Nacional de Educación para que hagan respetar sus fueros; y a la comunidad
educativa a que eleve también su opinión. El currículo es uno de los factores claves de la calidad
educativa, tal como lo señala el Art. 13° de la Ley General de Educación; esto lo entendemos sobre
todo los maestros. Pidamos que se nos escuche.

domingo, 20 de diciembre de 2015


CUARTO DOMINGO DE ADVIENTO
LOS RASGOS DE MARÍA
Por el P. José Antonio Pagola


Lucas 1, 39-45

"En aquellos días, María se puso en camino y fue aprisa a la montaña, a un pueblo de Judá; entró en casa de Zacarías y saludó a Isabel. En cuanto Isabel oyó el saludo de María, saltó la criatura en su vientre. Se llenó Isabel del Espíritu Santo y dijo a voz en grito.
- ¡Bendita tú entre las mujeres, y bendito el fruto de tu vientre!
¿Quién soy yo para que me visite la madre de mi Señor? En cuanto tu saludo llegó a mis oídos, la criatura saltó de alegría en mi vientre. Dichosa tú, que has creído, porque lo que te ha dicho el Señor se cumplirá."

Reflexión

La visita de María a Isabel le permite al evangelista Lucas poner en contacto al Bautista y a Jesús antes incluso de haber nacido. La escena está cargada de una atmósfera muy especial. Las dos van a ser madres. Las dos han sido llamadas a colaborar en el plan de Dios. No hay varones. Zacarías ha quedado mudo. José está sorprendentemente ausente. Las dos mujeres ocupan toda la escena.

María que ha llegado aprisa desde Nazaret se convierte en la figura central. Todo gira en torno a ella y a su Hijo. Su imagen brilla con unos rasgos más genuinos que muchos otros que le han sido añadidos posteriormente a partir de advocaciones y títulos más alejados del clima de los evangelios.

María, «la madre de mi Señor». Así lo proclama Isabel a gritos y llena del Espíritu Santo. Es cierto: para los seguidores de Jesús, María es, antes que nada, la Madre de nuestro Señor. Éste es el punto de partida de toda su grandeza. Los primeros cristianos nunca separan a María de Jesús. Son inseparables. «Bendecida por Dios entre todas las mujeres», ella nos ofrece a Jesús, «fruto bendito de su vientre».

María, la creyente. Isabel la declara dichosa porque «ha creído». María es grande no simplemente por su maternidad biológica, sino por haber acogido con fe la llamada de Dios a ser Madre del Salvador. Ha sabido escuchar a Dios; ha guardado su Palabra dentro de su corazón; la ha meditado; la ha puesto en práctica cumpliendo fielmente su vocación. María es Madre creyente.

María, la evangelizadora. María ofrece a todos la salvación de Dios que ha acogido en su propio Hijo. Ésa es su gran misión y su servicio. Según el relato, María evangeliza no sólo con sus gestos y palabras, sino porque allá a donde va lleva consigo la persona de Jesús y su Espíritu. Esto es lo esencial del acto evangelizador.

María, portadora de alegría. El saludo de María contagia la alegría que brota de su Hijo Jesús. Ella ha sido la primera en escuchar la invitación de Dios: «Alégrate...el Señor está contigo». Ahora, desde una actitud de servicio y de ayuda a quienes la necesitan, María irradia la Buena Noticia de Jesús, el Cristo, al que siempre lleva consigo. Ella es para la Iglesia el mejor modelo de una evangelización gozosa.

Quien cree en la encarnación de Dios, que ha querido compartir nuestra vida y acompañarnos en nuestra indigencia, se siente llamado a vivir de otra manera.

No se trata de hacer «cosas grandes». Quizá, sencillamente, ofrecer nuestra amistad a ese vecino hundido en la soledad, estar cerca de ese joven que sufre depresión, tener paciencia con ese anciano que busca ser escuchado por alguien, estar junto a esos padres que tienen a su hijo en la cárcel, alegrar el rostro de ese niño triste marcado por la separación de sus padres...

Este amor que nos lleva a compartir las cargas y el peso que tiene que soportar el hermano es un amor «salvador», porque libera de la soledad e introduce una esperanza nueva en quien sufre, pues se siente acompañado en su aflicción."

domingo, 13 de diciembre de 2015


TERCER DOMINGO DE ADVIENTO
REPARTIR CON EL QUE NO TIENE
Llevar a los demás el legado de Cristo
Por el P. José Antonio Pagola


Lucas 3,10-18

En aquel tiempo, la gente le preguntaba a Juan el Bautista: “ qué debemos hacer?” El contestó: “Quien tenga dos túnicas, que dé una al que no tiene ninguna, y quien tenga comida, que haga lo mismo”. También acudían a él los publicanos para que los bautizara, y le preguntaban: “Maestro, ¿qué tenemos que hacer nosotros?” El les decía: “No cobren más de lo establecido”. Unos soldados le preguntaron: “Y nosotros, ¿qué tenemos que hacer?” El les dijo: “No extorsionen a nadie, ni denuncien a nadie falsamente, sino conténtense con su salario”. Como el pueblo estaba en expectación y todos pensaban que quizá Juan era el Mesías, Juan los sacó de dudas, diciéndoles: “Es cierto que yo bautizo con agua, pero ya viene otro más poderoso que yo, a quien no merezco desatarle las correas de sus sandalias. Él los bautizará con el Espíritu Santo y con fuego. Él tiene el bieldo en la mano para separar el trigo de la paja; guardará el trigo en su granero y quemará la paja en un fuego que no se extingue”. Con éstas y otras muchas exhortaciones anunciaba al pueblo la buena nueva.

Reflexión

La palabra del Bautista desde el desierto tocó el corazón de las gentes. Su llamada a la conversión y al inicio de una vida más fiel a Dios despertó en muchos de ellos una pregunta concreta: ¿Qué debemos hacer? Es la pregunta que brota siempre en nosotros cuando escuchamos una llamada radical y no sabemos cómo concretar nuestra respuesta.

El Bautista no les propone ritos religiosos ni tampoco normas ni preceptos. No se trata propiamente de hacer cosas ni de asumir deberes, sino de ser de otra manera, vivir de forma más humana, desplegar algo que está ya en nuestro corazón: el deseo de una vida más justa, digna y fraterna.

Lo más decisivo y realista es abrir nuestro corazón a Dios mirando atentamente a las necesidades de los que sufren. El Bautista sabe resumirles su respuesta con una fórmula genial por su simplicidad y verdad: «El que tenga dos túnicas, que las reparta con el que no tiene; y el que tenga comida, haga lo mismo». Así de simple y claro.

¿Qué podemos decir ante estas palabras quienes vivimos en un mundo donde más de un tercio de la humanidad vive en la miseria luchando cada día por sobrevivir, mientras nosotros seguimos llenando nuestros armarios con toda clase de túnicas y tenemos nuestros frigoríficos repletos de comida?

Y ¿qué podemos decir los cristianos ante esta llamada tan sencilla y tan humana? ¿No hemos de empezar a abrir los ojos de nuestro corazón para tomar conciencia más viva de esa insensibilidad y esclavitud que nos mantiene sometidos a un bienestar que nos impide ser más humanos?

Mientras nosotros seguimos preocupados, y con razón, de muchos aspectos del momento actual del cristianismo, no nos damos cuenta de que vivimos «cautivos de una religión burguesa». El cristianismo, tal como nosotros lo vivimos, no parece tener fuerza para transformar la sociedad del bienestar. Al contrario, es esta la que está desvirtuando lo mejor de la religión de Jesús, vaciando nuestro seguimiento a Cristo de valores tan genuinos como la solidaridad, la defensa de los pobres, la compasión y la justicia.

Por eso, hemos valorar y agradecer mucho más el esfuerzo de tantas personas que se rebelan contra este «cautiverio», comprometiéndose en gestos concretos de solidaridad y cultivando un estilo de vida más sencillo, austero y humano."

jueves, 10 de diciembre de 2015


EDUCAR EN CIUDADANÍA: TAREA DE TODA LA SOCIEDAD
Por Juan Borea Odría

Muchas veces hemos escuchado a periodistas y líderes de opinión exigir a la escuela que eduque en valores cívicos a los estudiantes. Efectivamente, esta es una tarea que tiene la escuela dese la misma Ley General de Educación.


Pero es necesario recordar que formar en ciudadanía no es solo elegir autoridades estudiantiles. Las elecciones son parte de la formación cívica, pero solo parte, hay mucho más por hacer; incluso cuando se hacen elecciones formales pero no se les da a los estudiantes ningún protagonismo real, las elecciones deforman el sentimiento cívico de los estudiantes haciéndoles sentir que la democracia es una farsa.

Esta formación pasa, entre otras cosas, por desarrollar la autoestima de cada persona, el respeto por la colectividad, el reconocer derechos y asumir deberes, el sentimiento de pertenencia al grupo, el relacionarse adecuadamente con profesores y compañeros, el formarse para dirigir actividades, el desarrollar un espíritu a la vez propositivo y crítico, el conocer los acontecimientos de la colectividad local, nacional y mundial, el hacer presencia ciudadana.

Pero así la escuela debe esforzarse en hacer su parte, es necesario también que demandemos a la sociedad que cumpla con la suya. Requerimos referentes sociales que le digan con los hechos a los niños, niñas y adolescentes que es posible vivir como ciudadanos. Y lamentablemente esos hechos son los que faltan; lo que ellos pueden ver a través de los medios de comunicación social, o en la vida cotidiana, no suelen ser formativos, más bien los impulsan al escepticismo y la anomia.

No vamos a cejar en nuestra lucha por hacer de nuestros estudiantes buenos ciudadanos; pero tampoco debemos callar en nuestra exigencia para que los actores políticos y sociales cumplan con su rol. Las familias tienen también aquí responsabilidad: el ambiente que vivan los chicos en sus casas será clave en la actitud cívica que tendrán después. Invocamos a las familias a cumplir con su rol.

domingo, 29 de noviembre de 2015


PRIMER DOMINGO DE ADVIENTO
ESTAR SIEMPRE DESPIERTOS Y ATENTOS
"Entonces verán al Hijo del hombre venir en una nube con gran poder u majestad"
Por el P. Clemente Sobrado


San Lucas 21, versículos del 25 al 28 y del 34 al 36:

Dijo Jesús a sus discípulos: “Habrá signos en el sol y la luna y las estrellas, y en la tierra angustia de las gentes, enloquecidas por el estruendo del mar y el oleaje. Los hombres quedarán sin aliento por el miedo y la ansiedad ante lo que se le viene encima al mundo, pues los astros se tambalearán. Entonces verán al Hijo del hombre venir en una nube con gran poder u majestad. Cuando empiece a suceder esto, levantaos, alzad la cabeza: se acerca vuestra liberación. Tened cuidado: no se os embote la mente con el vicio, la bebida y los agobios de la vida, y se os eche encima de repente aquel día; porque caerá como un lazo sobre todos los habitantes de la tierra. Estad siempre despiertos, pidiendo fuerzas para escapar de todo lo que está por venir, y manteneos siempre en pie ante el Hijo del hombre.”

Reflexión

Amigos de cada domingo: Comenzamos el nuevo Año Litúrgico, en el Ciclo C. Diera la impresión de que lo comenzamos con trágicas noticias; sin embargo, si leemos atentamente las tres lecturas de hoy, veremos se trata de un mensaje de gozosa esperanza.

Jeremías nos anuncia los días en los que las promesas de Dios serán cumplidas. Del viejo tronco del Antiguo Testamento está brotando la novedad de Dios, en la persona de su Hijo encarnado. Ya no vamos a vivir de promesas, estamos en el tiempo de las realidades.

Por su parte, San Pablo nos marca el camino para abrirnos a las distintas venidas de Jesús. La primera, la Navidad, luego la infinidad de venidas en nuestra historia personal y la venida definitiva al final de los tiempos. El camino es claro, la plenitud del amor y un espíritu fuerte, interiormente fortalecidos por la fuerza del Espíritu.

Finalmente, el Evangelio nos pide actitudes positivas, esperanzadoras. Nada de vivir sentados, nada de vivir cabizbajos, hay que levantar la cabeza, mirar lejos, descubrir horizontes nuevos, pues nuestra salvación está cerca.

Nada de evasiones, nada de huir de la realidad. El cristiano es el que mira de frente y con la cabeza en alto. El cristiano no puede caer en la tentación de quedarse dormido. El cristiano tiene que estar despierto, alerta, en vilo, atento siempre a lo que pasa y atento siempre a Dios que cada día quiere hacerse presente en nuestras vidas; incluso si la realidad, con frecuencia, trata hacerlo invisible. Entramos, por tanto, en un tiempo de esperanza, en un tiempo en el que a nadie le es permitido esconder la cabeza para no ver. Con el Papa Francisco os digo: “No dejéis que os roben la esperanza.”

jueves, 26 de noviembre de 2015


DE CAMINANTES, CAMINOS Y VERTIENTES: ADVIENTO 2015
Por P. Hilario Huanca M. ss.cc. (comentarista invitado)

La vida es un camino y cada año es un trecho. Cada uno transita procurando la meta que se ha trazado, a su estilo y de acuerdo a sus convicciones. En el trayecto encuentra trechos llanos, escarpados, bajadas o subidas que le resultan fáciles o difíciles. Valles, pampas o cumbres que le permiten contemplar el horizonte que le entusiasma; o, quizá cañadas, abismos, sendas angostas donde apenas caben los pies que le hacen encogerse y angustiarse; riadas o huaicos que detienen su camino, a veces por horas o días. Incluso, nadie está libre de encontrarse con la muerte cara a cara como una enfermedad repentina, una caída, el hundirse. Sin embargo, el buen caminante no se detiene nunca pues, supera los obstáculos, avanza aún herido, aunque sea en camilla llega su destino por sí mismo, su familia, por su compromiso con una causa. Hay en el ser humano un aprecio radical por la vida.

Así también, la vida interior tiene su propio recorrido. Alegrías o pesares, entusiasmos o apatía, certezas o dudas, hasta fe e incredulidad. Obstáculos como impotencia ante las limitaciones y las fragilidades. Incluso, caídas y heridas interiores que le hacen tóxico para los demás y le colocan incluso al borde de la muerte. Pese a todo, continúa aun rengueando o sostenido por los suyos. Hay un halo misterioso que trasciende a la persona y le impulsa a conservar la vida.

Pero entre trecho y trecho el caminante hace un alto. Los caminantes peruanos antiguos tenían sus lugares de descanso conocidos como los puquios (vertientes de agua) y las apachetas (altares en las abras paso de las montañas) para reposar, renovar las energías, volver la mirada a la senda recorrida y avistar la siguiente, encomendarse a su divinidad, y retomar el camino. Ahora cada caminante hace un alto y recurre a su propia fuente para renovarse: usa la razón para afianzar sus propósitos; sus creencias como la ropa amarilla, hacerse un baño de florecimiento etc.; invoca a su divinidad; o, simplemente hace un brindis “para que nos vaya bien”. Pero, ¡retoma energías para mantener y hacer avanzar la vida!

Para nosotros, los cristianos, una de esas vertientes o abras del camino es la Navidad, encuentro con Jesús. Pero, conforme nos vayamos acercando a ese día debemos prepararnos durante cuatro semanas, tiempo llamado Adviento. Comenzaremos el primer domingo con la invitación del mismo Jesús a recobrar el ánimo, levantar la cabeza porque, se acerca nuestra liberación (Lucas 21,28). El Adviento nos dispone para acoger a ese niño pobre, frágil y dejarnos colmar con el amor de Dios; y, una vez más, experimentar la presencia de ese Dios que es fuente de nuestra vida y camino, un Padre que nos ama, nos quiere hermanos entre todos, donde caben los frágiles y los despreciados, y la meta final de nuestro camino es su casa.

El Héctor de Cárdenas (colegio en que laboro) es una familia educativa habituada al camino y al compañerismo en la ruta donde todos cabemos. Por eso mismo, estamos invitados a prepararnos intensamente en este Adviento. Y después de nuestro encuentro con Jesús y renovada nuestra vida, retomar nuestro camino con Él, llevando en nuestro corazón el mensaje den Gabriel: “…para Dios nada hay imposible” (1,37).


jueves, 19 de noviembre de 2015


FUNDAMENTALISMO Y ATENTADOS
Cómo interpretar tanta violencia?
Por Juan Borea Odría

Los atentados en París con el doloroso saldo de cientos de personas muertas y heridas no nos pueden dejar indiferentes: somos ciudadanos del mundo, y lo malo y lo bueno que sucede en cualquier parte del planeta nos afecta. Pero siempre es necesario ir más allá de la noticia, por lo que comparto algunas reflexiones sobre un tema en el que podemos actuar: el fundamentalismo.

Quienes han perpetrado estos asesinatos eran islamistas decididos no solo a matar sino a morir (todos llevaban adheridos al cuerpo cinturones con explosivos). Fueron al encuentro de la muerte (la suya y de las víctimas), con el grito de Allāhu akbar (Dios es el más grande). Y el comunicado del Ejército Islámico asumiendo la autoría del ataque y amenazando con otros, empieza contradictoriamente con el versículo con que inician todas las Suras (capítulos de El Corán, el libro sagrado musulmán): “En nombre de Alá, el compasivo, el misericordioso”.

¿Qué llevo a estas personas a inmolarse y a asesinar a otras gentes que ni conocían ni podían odiar de manera personal? ¿Cómo es posible que en nombre del Dios compasivo y misericordioso el ISIS asesine miles de personas islámicas como ellos con vesania quemando vivos, crucificando, degollando…? Una actitud sumamente peligrosa: el fundamentalismo.

Se llama fundamentalistas a las corrientes religiosas o ideológicas que, en busca de una seguridad sicológica y afectiva frente a la inseguridad que les trae el entorno, adhieren a una interpretación literal de los textos fundamentales (religiosos o políticos) sin tener en cuenta los contextos en que estos libros fueron escritos ni las situaciones históricas y sociales de la actualidad. Estos grupos y personas “solucionan” sus dudas e inquietudes aferrándose a textos o prácticas a las que obedecen ciegamente para no vivir el riesgo del pensamiento libre y de la decisión personal.


Un ejemplo de esta interpretación fundamentalista lo da el comunicado antes mencionado, que en su primer párrafo cita la Sura 59, aleya (versículo) 2: “No creíais que iban a salir y ellos creían que sus fortalezas iban a protegerles contra Dios. Pero Dios les sorprendió por donde menos lo esperaban. Sembró el terror en sus corazones y demolieron sus casas con sus propias manos y con la ayuda de los creyentes. Los que tengáis ojos ¡escarmentad!”

El diálogo con el fundamentalista es casi imposible, pues su inseguridad personal hace que no quiera oír argumentos que remuevan el piso seguro de su adhesión al texto fundamental. Por ello también suele ser tan agresivo con quien no comparte sus convicciones.

El fundamentalismo no es patrimonio de ninguna fe o ideología; puede haberlos en todos lados, aunque suelen aumentar en las épocas y sociedades que ven amenazadas sus identidades. Sin ir más lejos, en el Perú tenemos la experiencia cercana de Sendero Luminoso.

Para evitar el fundamentalismo es necesario educar en la libertad, en el espíritu crítico, en el afecto, en la seguridad personal, en la tolerancia y el respeto a las diferencias. Una sociedad integrada por personas con estas características tiene una vivencia diferente. En esa tarea podemos aportar todos, pues la educación no es exclusiva de la escuela.

La limitación de espacio hace que dejemos sin tocar otros factores y temas conexos. Como por ejemplo darnos cuenta que permanentemente ha habido otros atentados del ISIS en Irak, Siria o Líbano, sin que nuestros medios de comunicación se hayan hecho eco. Por ejemplo esta semana murieron 40 personas en el Líbano, en Julio murieron 125 y en agosto 60 personas chiíes cerca de Bagdad por el estallido de vehículos con explosivos conducidos por choferes suicidas del ISIS, y tal vez hayan merecido apenas un suelto en páginas interiores de los diarios.

O que gran parte del problema se ha generado por la intervención norteamericana y europea que al ayudar, en medio de la euforia por la “primavera árabe”, a derrocar a evidentes dictadores, destaparon la caja de Pandora de sociedades enfrentadas étnicamente, con fronteras artificiales dejadas luego de la colonización europea.

Mientras haya fundamentalismos, problemas como los actuales seguirán surgiendo; el castigo no es para estas personas un disuasivo, pues creen que su muerte les hará alcanzar el paraíso prometido, o la trascendencia en el mundo ideal que esperan surja luego de demoler el actual. Solo una sociedad justa, sin dramáticas diferencias sociales, y con ciudadanos pensantes, libres, con afecto, será capaz de construir el ambiente necesario para la felicidad. Seamos parte de esa construcción

martes, 17 de noviembre de 2015


UNAMOS NUESTRAS VOCES PARA SALVAR EL PLANETA
¿Habías visto a un oso polar tan delgado?
Por Juan Borea Odría

Del 30 de noviembre al 11 de diciembre se llevará a cabo en París la XXI Conferencia de las Naciones Unidas para el Cambio Climático (COP 21), cuyo objetivo es concluir un acuerdo mundial para reducir las emisiones de gases de efecto invernadero. Ha habido otras conferencias preparatorias, entre ellas la COP 20 en Lima el 2014; el problema es que si bien todos los gobiernos son conscientes que el calentamiento global es un hecho que está trastornando el clima y generando pérdidas económicas enormes, además de miles de muertes, no todos están dispuestos a tomar las medidas de emergencia que el momento exige, pues temen que determinados sectores de su actividad productiva sean afectados.


De allí la importancia de esta COP 21, pues es urgente que se tomen medidas concretas para paliar los desastres que están en ciernes, y que los peruanos podemos ver con claridad en nuestros glaciares, que han perdido ya el 40% de su superficie en menos de 30 años.

Podemos ser parte de este esfuerzo de dos maneras: la primera con nuestra acción personal y familiar que reduzca el consumo y lo haga de una mayor calidad; y la segunda presionando a las autoridades locales, nacionales y mundiales para que tomen medidas de control de las emisiones de los gases de efecto invernadero, y que se impulse el consumo de energías limpias.

En la víspera del inicio de la conferencia, el domingo 29 de noviembre, se está preparando una marcha mundial para exigir a los asistentes que tomen medidas reales y no solo cosméticas, pues es el mundo y la vida tal como la conocemos lo que está en peligro. En Lima el Movimiento Ciudadano frente al Cambio Climático (MOCICC) está coordinando con varias organizaciones religiosas, culturales, y organismos no gubernamentales una marcha que saldrá del Parque Washington, frente al Parque de la Reserva, y culminará en el Faro de Miraflores. Invitamos a ser parte de esta movilización.

domingo, 15 de noviembre de 2015


LA MANIFESTACIÓN GLORIOSA DEL HIJO DEL HOMBRE
"..Él está cerca.."
Por el P. Clemente Sobrado



San Marcos 13, 24 al 32:

“Mas por esos días, después de aquella tribulación, el sol se oscurecerá, la luna no dará su resplandor, las estrellas irán cayendo del cielo, y las fuerzas que están en los cielos serán sacudidas.
Y entonces verán al Hijo del hombre que viene entre nubes con gran poder y gloria; entonces enviará a los ángeles y reunirá de los cuatro vientos a sus elegidos, desde el extremo de la tierra hasta el extremo del cielo. “De la higuera aprended esta parábola: cuando ya sus ramas están tiernas y brotan las hojas, sabéis que el verano está cerca. Así también vosotros, cuando veáis que sucede esto, sabed que El está cerca, a las puertas. Yo os aseguro que no pasará esta generación hasta que todo esto suceda. El cielo y la tierra pasarán, pero mis palabras no pasarán. Mas de aquel día y hora, nadie sabe nada, ni los ángeles en el cielo, ni el Hijo, sino sólo el Padre.”

Reflexión

Queridos amigos: Muchos pudieran pensar que el Evangelio de hoy se pone trágico y trata de poner miedo en el corazón de la gente. Y no es esta la intención de Jesús.

Aquí hay dos ideas centrales. La primera, es el anuncio de la última venida de Jesús al final de los tiempos y, la segunda, nos hace dos advertencias, la advertencia de aprender a ver los signos de la venida de Dios a los hombres y la advertencia a tener esperanza; pues aunque todo esté llamado a tener un fin, la Palabra de Jesús estará ahí para mantener vivas nuestra fe y nuestra esperanza.

Cuando Dios quiere hacer alguna manifestación especial lo rodea de ciertos fenómenos llamativos. Cuando Moisés recibió las tablas de la ley en el Sinaí, el monte tembló con los rayos y truenos. Y ahora cuando nos quiere anunciar la última venida de Jesús, nos habla de cataclismo y destrucción.

En realidad, lo hace por dos motivos. El primero, todo pasa, este mundo pasará, pero su palabra no pasará y, lo segundo, para que nazca lo nuevo es preciso destruir lo viejo. Nadie construye un edificio nuevo sobre el viejo. Primero hay que destruir lo viejo para dar paso a lo nuevo. Primero tenemos que destruir lo viejo de nuestro corazón para que Dios construya el hombre nuevo. Primero destruimos el pecado y luego levantamos el edificio de la santidad y la gracia.

Por tanto, es un domingo no para entrar en el miedo, sino para abrirnos a la esperanza. Una esperanza que luego tendremos que continuar en el Adviento. No es la esperanza de las cosas que pueden fallarnos, sino la esperanza fundamentada en la palabra de Dios.

domingo, 8 de noviembre de 2015


LA OFRENDA DE LA VIUDA
Dar lo mejor de nosotros
Por el P. Clemente Sobrado

San Marcos 12, 41 - 44:

Jesús se sentó frente al arca del Tesoro y miraba cómo echaba la gente monedas en el arca del Tesoro: muchos ricos echaban mucho. Llegó también una viuda pobre y echó dos moneditas, o sea, una cuarta parte del as. Entonces, llamando a sus discípulos, les dijo: “Os digo de verdad que esta viuda pobre ha echado más que todos los que echan en el arca del Tesoro. Pues todos han echado de los que les sobraba, ésta, en cambio, ha echado de lo que necesitaba todo cuanto poseía, todo lo que tenía para vivir.”

Reflexión

Amigos, el Evangelio nos presenta hoy a esta pobre viuda, aparentemente intrascendente, que Jesús nos presenta como un modelo de vida cristiana. Vamos rescatar algunos detalles que nos ayuden a iluminar nuestras vidas.

En primer lugar, las cosas no son como son sino como las vemos. Todo se ve según los criterios con los que miramos las cosas. Si las miramos desde el egoísmo o si las miramos desde el amor y la generosidad.

En segundo lugar, no es cuestión de dar cosas, sino con qué corazón las damos. No es la cantidad, sino la calidad del dar.

En tercer lugar, depende qué es lo que damos a los demás. Podemos dar lo que nos estorba en casa y ya no nos sirve, esa es una manera de desentendernos de ello. Podemos dar aquello que nos sobra o podemos dar aún de aquello que nosotros necesitamos. Incluso, podemos dar pasando nosotros necesidad y lo que tenemos para vivir. Esto lo llamaría, no dar cosas sino darse a si mismo.

Esta fue la conducta de Jesús. Más que cosas, que es lo que a veces a nosotros más nos interesa, se da a si mismo y se da hasta entregar su propia vida. Lo dice Él mismo: “Nadie tiene amor más grande que aquel que da la vida por los amigos.”

Amigos, hagámonos una pregunta hoy: ¿Qué damos? ¿Cómo lo damos?

viernes, 23 de octubre de 2015


BOTÓN DE MUESTRA DE UNA TRAGEDIA MENTAL
Cuando la tragedia se convierte en negocio
Por Juan Borea Odría


La noticia, captada en el portal de Yahoo, nos impulsa para reflexionar sobre un problema del cual muchas veces no tomamos consciencia: el envilecimiento social, fruto un proceso de estupidización intelectual y de exacerbación del morbo.

Un basquetbolista de la NBA sufrió un paro cardiaco en un prostíbulo de lujo tras consumir alcohol y drogas; y el dueño del prostíbulo ha organizado una gira para mirar y eventualmente utilizar el cuarto y cama en la cual el basquetbolista en mención perdió el conocimiento y casi la vida; el costo es 500 dólares, y los turnos de visita están saturados para el próximo mes y medio en el momento de escribir este artículo.

No juzgamos aquí al basquetbolista; habrá tenido problemas personales que no ha estado en capacidad de afrontar. Nos preocupa que el nivel de degradación de la conciencia social y de los medios de comunicación hayan hecho que su tragedia personal se convierta en negocio; que sea noticia pública, cuando es algo que debería quedar en su espacio íntimo; que esa noticia sea consumida por millones de personas; que haya tantas personas capaces de pagar tan solo para estar en el lugar donde este señor tuvo su paro.

Pero sobre todo nos preocupa constatar que esta situación es tan solo el botón de muestra de una situación generalizada a la que, si no le ponemos alto, va a acabar corroyendo la posibilidad de construir una sociedad en la cual valga la pena vivir. Nuestros medios de comunicación y nuestras redes sociales están llenas de esos botones de muestra, que más bien utilizan la mayor parte de los espacios.

Hay una responsabilidad de cada uno de los lectores de este artículo para actuar contra este estado de cosas en la medida de nuestras posibilidades y en los espacios donde nos movemos. La sanción por no hacerlo, será estar condenados a vivir en un océano de banalidad y morbo que limitará seriamente nuestra capacidad de felicidad y desarrollo humano.

miércoles, 21 de octubre de 2015


FUNCIONARIOS DEL ESTADO, NO DEL GOBIERNO
A propósito de la renuncia de la Vicepresidenta
Por Juan Borea Odría



Dos últimos acontecimientos en nuestra política nacional me llevan a hacer un comentario sobre el papel del funcionario público. Me refiero al acoso que el gobierno está haciendo a la Procuradora Julia Príncipe (por el cual el Ministro de Justicia ha sido interpelado en el Congreso), y la renuncia de la Vicepresidenta del Perú, Marisol Espinoza, al Partido Nacionalista (no a su cargo). No voy a entrar en detalles de cada caso, que son de dominio público; solamente para quienes no conocen, les informo que el Procurador es un abogado que ejerce la representación del Estado en un proceso judicial en defensa de sus derechos e intereses.

Ambas personas son funcionarias del Estado, no del Gobierno. Esta distinción debería ser clara, pero en la práctica no lo es. Los conceptos no son sinónimos; el Estado es permanente, los gobernantes son quienes por un tiempo determinado desempeñan las funciones en las instituciones que forman parte del Estado. Un funcionario público está al servicio del Estado, no de los gobernantes de turno; por ello sus acciones deben defender siempre al Estado de acuerdo a las normas que lo rigen.

Lamentablemente muchas personas que ejercen el gobierno en sus distintos niveles (nacional, regional, local), exigen de los funcionarios obsecuencia, e incluso colusión con malos manejos, bajo la amenaza del despido o la sanción. Y muchos funcionarios también piensan que deben estar “agradecidos” por su designación, y hacen “méritos” para estar bien con el gobernante de turno. Mientras eso suceda, el país no podrá despegar; necesitamos en el Perú un cuerpo de funcionarios públicos conscientes de su rol, profesionalmente capaces, con una ética a toda prueba, y con valor para enfrentarse al gobernante que le pida acciones que no son convenientes al Estado y a los ciudadanos. Necesitamos también una opinión pública informada que haga presión para defender a los funcionarios del Estado de las presiones indebidas. Es una tarea de largo plazo, pero que debe empezarse desde ya.

viernes, 16 de octubre de 2015

Los Maristas Boys en Huancavelica


VIAJE A HUAYTARÁ - HUANCAVELICA
Nuestro viaje anual 2015
Por Mario Dominguez​



Si hay algo que caracteriza a los Maristas Boys, a parte de la buena amistad cultivada por más de tres décadas, son los ya legendarios viajes anuales que, a lo largo de estos años, nos hace recorrer y reconocer in situ la piel de nuestro querido país por costa, sierra y selva y esta vez, el pasado 28 de agosto, le tocó el turno a Huaytará en la serranía de Huancavelica.

Partimos el viernes 28 a las 11:30 pm. desde el ya famoso Aquarium que es el frontis de la casa de nuestro recordado amigo Martín, que hace poco nos dejó para irse en un viaje sin retorno por mejores lares; este lugar de encuentro elegido por los Maristas Boys no es casual ni fortuito sino en merecido homenaje a Pulpín, conspicuo miembro de los Maristas Boys y mejor y entrañable amigo; es la mejor forma de siempre tenerlo presente en nuestras aventuras; es así que fuimos llegando al punto y emprendimos el camino convencidos que Martín era el número 13 porque también viajaba con nosotros.


La camioneta Van de nuestro amigo y también Marista Boys Osquitar Navarro fue la nave encargada de trasladarnos en esta ocasión, fuimos 12 quienes nos hicimos presentes: Oscar Navarro (Cachito y choher de la expedición), Tomás Uribe (Buhito), César Velasco (Cessi), César Cárdenas (Paco), Julián Antezana (Memín), Daniel Zevallos (Moroco), Miguel Contreras (Pulgarcito), Humberto Barreto (Homero), Carlos Rodríguez (Alipio), yo Mario Domínguez (Rocco) y el siempre presente Martín (Pulpín); en su carro viajaba Percy (Orejitas) porque de ahí se iría a su chamba en Nazca y la primera parada sería en la casa de retiro de Juanito Borea (Boliche) en San Bartolo a quien recogimos pasada la 1 am. del sábado 29.

Antes de las 6 am. llegamos a Huaytará, acogedor pueblo del Dpto. de Huancavelica a 2,700 msnm., desayunamos a eso de las 8:30 y luego nos acomodamos en el Hotel previamente reservado donde dejamos nuestros equipajes; hasta aquí todo estaba tranquilo y sin mayor novedad que la belleza de nuestra serranía.

A eso de las 11 comenzó la trepada hasta llegar al Complejo Arqueológico Incawasi de Huaytará a más de 3,600 msnm, es en este trayecto que los efectos de la altura y la condición sedentaria de citadinos comenzaron a hacerse evidentes y los primeros estragos empezaron a asomarse y a perfilarse las primeras bajas; un indicador de este desenlace era Memín que mostraba paulatinos cambios conductuales y somáticos; por ejemplo, de un momento a otro se apagó, dejó de hablar y de contar chistes blancos y de vacilar a la gente para ensimismarse en un triste mutismo haciéndose notorio un cambio en la pigmentación de su rostro que iba adquiriendo un pantanoso matiz gris verdoso que nada bueno auguraba; aun así llegamos al destino previsto y Juanito nos aplicó una buena caminata entre unas lomas hasta llegar al complejo arqueológico; hay que decirlo, Memín siguió estoicamente la ruta y estuvo entre los que llegamos a las ruinas incaicas, algunos como Cessi y Humberto ante la falta de oxígeno prefirieron quedarse a medio camino y esperarnos cerca a la movilidad; otro detalle a destacar fue el aguante digestivo de Buhito, todos nos medimos y tomamos un conservador desayuno para no recargar el estómago previendo los estragos de la altura y la caminata, todos menos Tomás que se empujó 4 panes con queso, jugo de papaya, café y una trucha frita al plato con arroz y a la hora de la verdad acompañó la caminata en altura sin ningún contratiempo, mis respetos Buhito.

De ahí seguimos subiendo hasta las lagunas de Oclococha y Choclococha a 4,800 msnm; este trayecto fue el más crítico, Memín en este tramo ya parecía personaje de “Walking Dead” y se movía por inercia, su complejo B, su brazalete mágico y sus pastillas de chiquitolina reultaron obsoletos e hicieron agua, la suerte estaba echada, por otro lado, quien emborrona estas líneas o sea yo, Rocco, también comencé a sufrir los estragos del soroche con una fuerte indisposición estomacal que resolví en la primera parada con baño que encontramos, fueron 10 o 15 minutos críticos pero suficientes para que me bulleen con el sanbenito de que el mito y la leyenda de que yo era de piedra y nada me podía pasar había llegado a su fin, y, aunque el malestar sólo fue durante un breve lapso, quedé estigmatizado durante todo el viaje a pesar que bajé a las lagunas y retorné sin mayor novedad, para la próxima creo que volveré a darme otra carrerita por la puna.

Regresamos a Huaytará por la noche a la hora de cenar y luego al hotel a descansar, algunos de nosotros (Oscar, Percy, Daniel, Julián, Carlos, César, Miguel y yo) nos quedamos hasta la medianoche en la Plaza de Armas tomando unos rones y observando las festividades del día de Santa Rosa y la Policía con Castillo y Patasca incluido. Al día siguiente, temprano, visitamos la Iglesia de Huaytará muy similar al Qoricancha cusqueño ya que la Iglesia católica fue construida sobre la base de piedra de un Templo Inca y de ahí subimos al mirador para contemplar por última vez el paisaje panorámico del pueblo de Huaytará.

Luego de desayunar comenzaría la retirada y enrumbamos hacia Pisco, primero pasamos por el pueblito de Huancana donde se elaboran los mejores alfajores del Perú y luego llegamos al Complejo Arqueológico Tambo Colorado donde empieza el Qhapaq Ñan (Camino del Inca) y sede de un impresionante centro ceremonial con amplias estructuras arquitectónicas distribuidas en varios niveles que dan cuenta de la vitalidad social del mundo incaico, sin embargo, pudimos constatar también el impresionante descuido de semejante patrimonio histórico y cultural por parte de las autoridades del Estado que lo tiene casi en abandono. Por la tarde ya terminando la jornada pasamos por el santuario de la Beatita de Humay en Chincha y de ahí a almorzar opíparamente en la picantería “El Nilo” con su plato de bandera “Sopa Seca con Chicharrón de Cerdo” asentado con unas cuantas cervecitas, a partir de este momento nos despedimos de nuestro amigo Percy quien enrumbó hacia su centro de trabajo en Nazca y nosotros en la Van de Osquítar hacia San Juan, con la promesa de continuar la aventura el próximo año esta vez hacia la Amazonía para reafirmar y seguir consolidando los lazos de amistad que nos hermanan. Gracias por la compañía Martín ¡Hasta siempre!

ROCCO







miércoles, 7 de octubre de 2015


CONSIDERACIONES SOBRE EL CURRÍCULO QUE SALDRÍA A FIN DE AÑO
El Rumbo de la politica de educación
Por Juan Borea Odría



El Ministerio de Educación está elaborando una nueva propuesta curricular, que recogería parte de lo trabajado en el Ministerio desde el 2012, aunque esta vez sin denominarlo Marco Curricular, y sin considerar lo que en un momento se denominó Aprendizajes Fundamentales. Para ello ha conformado diversos equipos y contratado consultorías externas. La intención es publicarlo a fines de año y aplicarlo de manera experimental en mil instituciones educativas, para luego generalizarlo el 2017; aunque siempre cabe que por alguna consideración de tipo político decidan generalizarlo este año.

Ante este hecho quisiera compartir algunas consideraciones. El currículo es importantísimo por ser un documento que expresa la intención educativa del país, y eventualmente de la región o localidad. Es una guía para que los maestros desarrollemos nuestra tarea cotidiana. Para que tenga continuidad debe seguir lo que mandan la Constitución, la Ley General de Educación y su Reglamento, normas que en la práctica muchas veces no son tomadas en cuenta.

Por ejemplo, un currículo frondoso y detallista incumple con el Art. 16º de la Constitución, que a la letra dice: “El Estado coordina la política educativa, formula los lineamientos generales de los planes de estudio, así como los requisitos mínimos de la organización de los centros educativos. Supervisa su cumplimiento y la calidad de la educación”.

El currículo debe ser pertinente para los estudiantes y claro y comprensible para los docentes. En estos momentos los maestros estamos confundidos sobre qué currículo seguir. Formalmente el Diseño Curricular Nacional del 2009 está vigente, pero en los últimos cuatro años salieron una serie de documentos como Rutas de Aprendizaje, Mapas de Progreso, Estándares, Aprendizajes Fundamentales, Marcos Curriculares, Autopistas de Aprendizaje, que aun cuando no tuvieran vigencia oficial eran exigidos por los funcionarios del sector, e incluso tomados en cuenta para la evaluación de la labor docente.

Esta confusión se ha acrecentado con la RM 199 promulgada a fines de marzo de este año, que modifica parcialmente el DCN respecto a las competencias y capacidades de la mayoría de las áreas curriculares, y coloca indicadores que deberían ser trabajo de las instituciones educativas. Lo publicaron cuando se había iniciado el año escolar, y las programaciones y unidades estaban desarrolladas en las instituciones educativas. En la práctica no tiene vigencia, pues la mayoría de los docentes no lo conoce, y de los pocos que lo conocen casi nadie le hace caso; y dejará de tener vigencia con el nuevo currículo; pero este es un ejemplo más de lo errática de la política curricular del Ministerio y lo mejor que podrían hacer es derogarlo para no dificultar más la tarea educativa.

Una de las garantías de que el currículo sea claro y pertinente es que no sea fruto de un trabajo de escritorio o solo de especialistas, sino que sea consultado con la comunidad educativa. Al tratar sobre el Currículo la Ley General de Educación Art. 34º dice así: “El Proceso de formación del currículo es participativo y se construye por la comunidad educativa y otros actores de la sociedad, por tanto está abierto a enriquecerse permanentemente y respeta la pluralidad metodológica”. El Art. 27º del Reglamento de la Ley General de Educación (DS 011-2012-ED) señala que "la construcción de este currículo es fruto de un proceso de consulta amplia con la comunidad educativa, las organizaciones sociales y comunales, otros agentes del Estado y la sociedad civil". Párrafos más adelante señala que "La aprobación o modificación se realiza sobre la base de un proceso de consulta y con opinión del Consejo Nacional de Educación, con el propósito de asegurar el logro de sus objetivos y mejorar la calidad educativa. El Currículo Nacional tiene una vigencia de cinco años".

Quiero resaltar aquí dos temas: la necesaria consulta y la pluralidad metodológica.

No voy a reiterar las críticas que hice en su momento a la falta de consulta abierta en las tres versiones anteriores del Marco Curricular. Pero sí exijamos que esa consulta se de ahora, y se dé con seriedad. Se debe hacer una consulta amplia, como dice el Reglamento de la LGE, sobre la propuesta curricular que se está construyendo; no una consulta parcial, dando a algunos sectores algunos insumos para que opinen. Eso puede aceptarse para el proceso de construcción del documento; pero la comunidad educativa, las organizaciones sociales y comunales, tenemos el derecho de conocer la propuesta completa y opinar sobre ella. El currículo es un documento integrador, con principios, objetivos, perfiles, lineamientos, generales; la consulta sobre un aspecto no es válida, pues debe conocerse el conjunto. Y debe darse el tiempo necesario para el debate. Los funcionarios del Ministerio dicen que a más tardar debe promulgarse el currículo a mediados de diciembre. Con esa meta no va haber tiempo para la consulta; máxime cuando ahora mismo, a inicios de octubre, los funcionarios encargados no tienen un producto terminado.

Algunas autoridades del Ministerio señalan que no podemos seguir esperando, y que hay que sacar el currículo ya. Ante este argumento hago notar que si ellos están haciendo esta nueva propuesta, es porque saben que la anterior era deficiente e inacabada (lo que puso en evidencia el evento que sobre la Tercera Versión del Marco Curricular organizó el año pasado el Consejo Nacional de Educación). Si un amplio sector de educadores no hubiésemos levantado nuestra voz de protesta, esa versión que los actuales funcionarios consideran deficiente (por algo la han vuelto a elaborar) sería el currículo vigente en el 2015. Claro que hay que sacar el nuevo currículo, pero hay que sacar algo bueno que se mantenga en el tiempo.

El otro tema es la pluralidad metodológica que contempla la ley; las diversas versiones que hemos conocido no la permiten, pues son detallistas; ¿por qué un docente no puede aplicar diversas metodologías, siempre que estén consideradas en el Proyecto Curricular de la Institución Educativa? ¿Por qué la RM 199 que modifica el DCN señala indicadores desde Lima para todo el país? El currículo debe ser sencillo, consensuado, pertinente, y flexible. Debe dejar a los docentes y a la institución educativa el espacio que nos corresponde y no apabullarnos con normas, metodologías, indicadores y competencias que no van a ser posibles de desarrollar.

Asimilar un currículo es un proceso de larga duración; no es, como simplistamente piensan algunos, tarea de unas cuantas capacitaciones. Los profesores, estudiantes y padres de familia requieren tiempo para interiorizarlo. Para ello necesitarán material educativo, curricular, orientación, tiempo, y sobre todo convencerse que lo que propone el nuevo currículo es mejor que lo existente. Si esto último no sucede, los docentes trabajarán en clase según aquello de lo que están seguros, e informarán según pide la administración.

Una última consideración sobre la validación y generalización. Para validar en mil colegios deberán primero tener la propuesta culminada; en base a ella elaborar el material educativo y capacitar a los profesores. El documento lo tendrán hacia diciembre, y sin la consulta que deberán hacer. No van a poder hacer los trámites administrativos para elaborar el material educativo; no podrán capacitar a los profesores pues ellos están enero y febrero de vacaciones. Mil es un número que puede causar efecto mediático, pero es excesivo para hacerlo bien con las posibilidades actuales.

Y por último, no se debe decir que se generalizará el 2017, porque esa decisión corresponderá al nuevo gobierno. Sería poco adecuado, luego de dar tumbos en esta materia durante cuatro años, sacar al finalizar su período un candado que comprometa a la próxima gestión.

domingo, 27 de septiembre de 2015



JESÚS QUIERE QUE TODOS SE SALVEN
Nacemos para llegar a la plenitud en Dios
Por el P. Clemente Sobrado

San Marcos  9, versículos del 38 al 43, el 45 y el 47 y 48:

Juan le dijo: “Maestro, hemos visto a uno que expulsaba demonios en tu nombre y no viene con nosotros y tratamos de impedírselo porque no venía con nosotros.” Pero Jesús dijo: “No se lo impidáis, pues no hay nadie que obre un milagro invocando mi nombre y que luego sea capaz de hablar mal de mí. Pues el que no está contra nosotros, está con nosotros.” “Todo aquel que os dé de beber un vaso de agua por el hecho de que sois de Cristo, os aseguro que no perderá su recompensa.” “Y al que escandalice a uno de estos pequeños que creen, mejor le es que le pongan al cuello una de esas piedras de molino y que le echen al mar. Y si tu mano te es ocasión de pecado, córtatela. Más vale que entres manco en la Vida que, con las dos manos, ir al infierno, al fuego que no se apaga. Y si tu pie te es ocasión de pecado, córtatelo. Más vale que entres cojo en la Vida que, con los dos pies, ser arrojado al infierno. Y si tu ojo te es ocasión de pecado, sácatelo. Más vale que entres con un solo ojo en el Reino de Dios que, con los dos ojos, ser arrojado al infierno, donde su gusano no muere y el fuego no se apaga.”

Reflexión

Amigos: Leyendo este Evangelio todos sentimos como una pequeña bofetada porque, en realidad, sentimos que tampoco nosotros somos distintos a los discípulos. ¡Qué difícil nos resulta a todos reconocer que otros puedan hacer lo que nosotros hacemos! Diera la impresión de que cada uno tenemos la exclusiva de Dios, la exclusiva de la santidad, la exclusiva de la salvación.

De una u otra manera, todos vivimos el principio de la exclusión de los demás. “Hemos visto a uno que hacía milagros en tu nombre y se lo hemos prohibido.” Eso nos pertenece a nosotros. Nosotros somos los dueños de la patente de Jesús. Todos nos sentimos dueños de la verdad y nos cerramos a la verdad de los demás. En el fondo, somos unos intransigentes y queremos sentirnos los únicos. A los demás los excluimos, sencillamente, “porque no son de nuestro partido, no son de nuestra Iglesia, no piensan como nosotros, no tienen nuestros gustos”. Es decir, “no son de los nuestros”.

En un segundo plano, nos presenta la imagen de los niños como modelos de nuestra propia identidad y nos dice que escandalizar a un niño es como renunciar a pertenecer al Reino de Dios.

Para, finalmente, terminar con una serie de imágenes un tanto escandalosas para decirnos que lo importante en la vida es nuestra salvación. Al fin y al cabo, nacemos para llegar a la plenitud en Dios. Jesús mismo se encarna para que tengamos fe y nos salvemos. Las imágenes no pueden ser tomadas literalmente, pero sí nos las propone como una provocación para hacernos sentir que todo se relativiza cuando se pone en juego nuestra salvación.

lunes, 21 de septiembre de 2015


EL SÍNODO DE LA FAMILIA Y SU SIGNIFICADO EN LA IGLESIA HOY
Una Iglesia que avanza
Por Juan Borea Odría


Del 4 al 25 de octubre se llevará a cabo un evento que será fundamental para la Iglesia de hoy: la XIV Asamblea General Ordinaria del Sínodo de los Obispos, que tratará sobre “La vocación y la misión de la familia en la Iglesia y en el mundo contemporáneo”. Será fundamental no solamente por el tema (por demás urgente y acuciante), sino porque se configura como el primer escenario de conflicto abierto en el presente pontificado entre dos maneras de entender la fe: la de quienes se aferran al dogma entendido como un conjunto de normas y prescripciones a las que atribuyen categorías de fe que les dan seguridad, y la de quienes priorizan seguir el mensaje y la vida de Jesús de Nazareth con una visión comprensiva y abierta a los gozos, esperanzas y tristezas del mundo.

Este enfrentamiento es casi inherente a la naturaleza humana y se ha dado desde los inicios de la Iglesia (cf. Hechos de los Apóstoles), pero con el ritmo cada vez más acelerado de la evolución tecnológica, social y cultural de la humanidad, se hace más intenso. El gran hito de este enfrentamiento se dio de manera abierta en el Concilio Vaticano II (recomendamos ver la película “Juan XXII, el Papa bueno” https://www.youtube.com/watch?v=prRrxxDgsOI ), continuó de forma encubierta en los siguientes 50 años, y se reavivó en el cónclave para elegir al sucesor de Benedicto XVI. El sínodo de la familia ha tocado temas que para muchos son inamovibles, y harán necesariamente cuestión de Estado; la manera como se resuelva el conflicto nos dará las luces de lo que podrá pasar más adelante.

De por sí la convocatoria al Sínodo Episcopal ha significado un gran cambio en el estilo tradicional de los anteriores sínodos; vale recordar que esta figura fue instituida por Paulo VI en 1965 como un desarrollo de la doctrina del Vaticano II, pero pronto fue “capturada” por la Curia para prevenir los probables “peligros” (para su poder y su concepción) de una apertura eclesial más abierta. En este caso se ha convocado apenas ocho meses después que Bergoglio asumió el Papado (una rapidez solamente comparada con la convocatoria del Vaticano II a apenas tres meses de asumir Juan XXII el suyo). La metodología ha sido de tipo participativo, pues en lugar de un texto partió de preguntas sobre temas fundamentales y cuestionadores que habían sido dejados de lado en la discusión oficial; preguntas hechas a toda la Iglesia y que provocaron una discusión abierta, más allá del intento de algunos obispos por controlarlas o mediatizarlas. Está precedida por un primer encuentro (Asamblea Sinodal Extraordinaria de 2014) sobre “Los desafíos pastorales de la familia”, en el que se hizo una invitación a los Padres Sinodales a expresar abiertamente su pensamiento, independientemente del sentir de la curia.

Más allá de los avances, la composición del Sínodo tiene limitaciones que inevitablemente pesarán en las conclusiones, y que es necesario señalar para superarlas en el futuro. Lo integrarán mayoritariamente varones célibes que no conducen una familia como la mayoría de las familias del mundo; habrá escasa presencia de mujeres y de parejas (12 expertas en pastoral familiar y 14 parejas invitadas por el Papa); no hay representación de católicos homosexuales o de divorciados vueltos a casar que puedan hacer sentir su voz de manera directa.

El Instrumentum Laboris del próximo Sínodo, sobre el cual versará el debate, ha sido publicado http://www.vatican.va/roman_curia/synod/documents/rc_synod_doc_20141209_lineamenta-xiv-assembly_sp.html Es un documento muy rico, que parte no de definiciones dogmáticas, sino de escuchar los desafíos que afronta la familia (primera parte), continúa con el discernimiento de la vocación familiar (segunda parte), y culmina con la misión de la familia hoy (tercera parte).

Pero desde ya se avizoran los puntos más confrontacionales: la admisión a la comunión a las personas divorciadas vueltas a casar, la posibilidad de una segunda bendición a las parejas que se unen luego de un divorcio (como sucede en la Iglesia ortodoxa), la acogida en la iglesia a las parejas homosexuales, y otros similares, que una de las posiciones considera como contraria a la doctrina de la iglesia católica. (Ver https://www.aciprensa.com/noticias/etiquetas/sinodo-de-la-familia-2015/

Al respecto es ilustrativo transcribir la opinión del Cardenal Kasper sobre la misma: “Temen un efecto dominó, que si una cambia un punto todo colapse (…) Todo esto se vincula con una interpretación ideológica del Evangelio, pero el Evangelio no es un código penal. Como el Papa dijo en la exhortación apostólica Evangelium Gaudium citando a Santo Tomás de Aquino, el Evangelio es una gracia del Espíritu Santo que se manifiesta en la fe que obra por el amor. (…) Es una realidad viviente en la Iglesia y nosotros tenemos que caminar con todo el pueblo de Dios y ver cuáles son sus necesidades. Luego debemos hacer un discernimiento a la luz del Evangelio, que no es un código de doctrinas y mandamientos. No podemos tomar una frase del Evangelio y de ahí deducirlo todo. Hace falta una hermenéutica para entender todo el mensaje del Evangelio y luego diferenciar qué es doctrina y qué disciplina”.

Debemos seguir con atención el Sínodo, tanto por el importante tema a tratar, como por el debate que va a procesar. Confiemos en el Espíritu de Dios para que se haga presente en un momento clave para la vida de la Iglesia.
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

TODA LA INFORMACIÓN SOBRE EL PERÚ